El sospechoso de tirar ácido a su ex y una amiga en Cártama tiene siete órdenes de detención en vigor

El hombre, conocido como «el Melillero», debe responder ante la Justicia por diversos delitos como robos o violencia de género, indica el alcalde de la localidad

 

El joven que este pasado martes presuntamente roció ácido a dos jóvenes en el municipio malagueño de Cártama, causando heridas de gravedad a ambas, al que se conoce como «el Melillero», tiene denuncia por malos tratos por otra mujer y orden de alejamiento en 2016, según han informado a Europa Press fuentes cercanas a la investigación.

Además, según ha confirmado la Guardia Civil al alcalde de localidad, Jorge Gallardo, el joven tiene siete órdenes de detención en vigor por diferentes delitos.

 
 

Los siete expedientes son por diversos delitos, «unos más graves y otros menos graves. Por robos, violencia de género y por alguno debería haber ya estado detenido el tipajo y el sinvergüenza este», ha sostenido el regidor en declaraciones a Canal Sur Radio, recogidas por Europa Press.

Al parecer, el sospechoso de los hechos reside en un municipio de la costa, mientras que una de las chicas sí vive en Cártama con sus padres y la otra en Casabermeja. Ambas son amigas e iban en el coche en el momento de los hechos. La investigación, por el momento, sigue adelante, con un «despliegue importante» para detener al sospechoso.

Dispositivo policial tras la agresión en Cártama
Dispositivo policial tras la agresión en Cártama – ABC

VIOLENCIA DE GÉNERO

Agresión machista con ácido en Cártama: «Tenían la piel llena de burbujas y el rostro desfigurado»

Dos chicas fueron brutalmente atacadas por el exnovio de una de ellas, que está en busca y captura con una orden previa pendiente de ingreso en prisión

MÁLAGA Actualizado:

Se bajaron del coche chillando y quitándose la ropa. Ni el freno de mano pusieron. El «Mini» blanco que conducían las dos jóvenes, de 26 años, siguió bajando la cuesta hasta toparse con una farola. Segundos antes, un joven les había arrojado desde fuera y a través de la ventanilla una gran cantidad de ácido sulfúrico al 98 por ciento. Un potente disolvente, extremadamente corrosivo, que puede incluso con los metales. «Ha sido mi exnovio», acertó a gritar antes de perder el conocimiento una de ellas. Esta chica es la que más grave se encuentra. Recibió quemaduras en más de la mitad de su cuerpo en los pocos segundos que duró el terrible suceso, que sacudió este pasado